Consejos

Tu sello personal

Hola, chicas!

Hoy día al escribir este blog tengo 46 años y recuerdo claramente cómo me sentía cuando tenía entre 13 y 17 años. Mi adolescencia no fue difícil, pero tampoco fácil.
Me gustaban las actividades masculinas, como por ejemplo jugar fútbol, montar patineta entre otras :).  Quizás no te parezca raro, sin embargo para los inicios de los  80 eran actividades meramente masculinas y no se veía bien que las chicas las realizarán.

Siempre fui muy delgada, y a esa edad,  los comentarios de amigos y familiares que me preguntaban por qué estaba muy flaca, me afectaban. Yo comía de todo, sin embargo no engordaba.
Comencé a tomar jarabes que me recomendaban para subir de peso. Hacía batidos de helado con malta y un huevo. Ahora lo recuerdo y me río :).
Te ha pasado algo parecido? Has sentido que te sientes bien con tu aspecto físico, sin embargo los comentarios de otros hacen que te veas a ti misma con ojos diferentes?

Entre los 15 y 17  años  la belleza era sumamente importante para mí. Empecé a tratar de encajar en lo que la sociedad decía que era correcto y lo que estaba de moda en el momento, hasta que un día, me di cuenta de que por seguir las masas (todas usaban pantalón de mezclillas de colores y llevaban el pelo de una misma manera) no me sentía que era yo misma.

Al pasar el tiempo, estando ya en la universidad, decidí NO seguir a las masas. Sentía que yo tenía que encontrar mi propio estilo y mostrar al mundo quién yo era en realidad.
Probé distintos estilos, de cabello, de ropa, de accesorios. Hasta que poco a poco fui encontrando un estilo propio.
Me pasó muchas veces que alguna amiga me criticaba, me pusieron apodo de “la hippie”, cosa que me gustaba :), pero entendí que me sentía yo, libre de seguir parámetros que no iban conmigo, con mi personalidad y con mi esencia.

Recuerdo también al casarme (mi primer matrimonio) que mi esposo y su familia también criticaban mi manera de vestir porque era poco convencional. No era la típica chica que se arreglaba el cabello, las uñas y usaba mucho maquillaje. Al contrario, me gustaba tener cola de caballo y  estar al natural.  Fueron épocas difíciles, porque yo quería que me aceptarán como en realidad yo era por dentro y no por cómo me veía por fuera.

Cuál es tu estilo? Es diferente al de la mayoría? Te sientes feliz con ese estilo? O estás en busca de tu sello personal?
Ahora hay una tendencia muy fuerte a usar postizos y a no lucir un aspecto natural.
No critico a quién lo quiera hacer, pero si lo haces porque realmente quieres hacerlo, porque te sientes que eres tú y no porque quieres complacer a nadie, me parece bien.
Y si quieres ser “la hippie” y no seguir las masas, ser una chica natural, también es válido.
Lo importante es que seas tú, que todos reconozcan tu esencia y que no vivas aparentando lo que no eres, porque al final del día, no vas a sentirte feliz. Al contrario, te vas a sentir incompleta.

Te invito a explorar distintos estilos, a escuchar tu voz interior. Ya verás que poco a poco iras encontrando uno que te identifique, con el que te sientas bien y con el que no necesites  encajar, al contrario, en el que todos a tu alrededor te reconozcan, respeten y acepten tal y cuál como eres.


Déjame tus comentarios abajo.

Abrazos.


Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.